Buscar

El acuerdo para cerrar un tercio de los festivos sale adelante con ligeros cambios.

Los comercios de Valencia y Alicante pasarán de 63 a 38 aperturas y habrá once días para toda la Comunitat, uno más

 

Los miembros del Observatorio del Comercio sellaron ayer un pacto llamado a convertirse en histórico para armonizar las aperturas en domingos y festivos en toda la Comunitat y evitar nuevos pleitos, a partir del acuerdo alcanzado en verano por el sector. Finalmente, las ciudades que hoy gozan de libertad horaria todo el año pasarán de 63 a 40 aperturas, salvo Valencia y Alicante, que cerrarán otros dos días: el Lunes de Pascua ambas, más el 24 de junio (San Juan) en Alicante y el 15 de agosto en el caso de los comercios de Valencia.

 

Esa fue la principal renuncia de las grandes superficies para evitar el rechazo de los sindicatos y Unión Gremial al preacuerdo alcanzado en verano por su patronal Anged con el pequeño comercio (Covaco y Cecoval) y los supermercados (Asucova), que establece un periodo ininterrumpido de apertura del 15 de junio al primer domingo después de Reyes (inicio de rebajas) más los festivos de Semana Santa y las acumulaciones durante todo el año.

 

Para el resto de municipios, accedieron a rebajar de doce a once días las aperturas autorizadas en toda la Comunitat, frente a las diez actuales, y se determinarán automáticamente en las acumulaciones de festivos, Pascua y Navidad. Los municipios que hoy gozan de libre apertura estacional, no todo el año, sumarán a esos once días el periodo del 15 de junio al 15 de septiembre.

 

Las grandes superficies acceden a peticiones de los sindicatos y Unión Gremial para evitar votos en contra

 

Los firmantes del pacto aceptan asimismo mantener la división por zonas en Valencia, sin extender la libertad horaria a toda la ciudad como proponían, a cambio de que Alicante tenga ese mismo marco de aperturas y no el vigente, del 15 de junio al 15 de septiembre, aprobado por decreto e impugnado por el Ayuntamiento y varios operadores.

 

También se mantiene la posibilidad de que los ayuntamientos de Valencia y Alicante reduzcan el número de festivos de apertura, siempre que no haya votos en contra.

 

Una vez introducidas esas ligeras modificaciones, la solución revelada por LAS PROVINCIAS en agosto salió adelante ayer sin ninguna oposición, como se pretendía desde la Conselleria que dirige Rafael Climent, aunque los sindicatos insistían tras la reunión en que sigue sin gustarles. Ahora deberá ser aprobada por el Consell, probablemente mediante decreto ley, y una vez ratificada, en dos o tres semanas podría iniciar su trámite en Les Corts.

 

Así lo indicaron desde Economía, que apuntó en un comunicado que los miembros del observatorio se reunirán próximamente para plasmar por escrito el pacto que se comprometen a no impugnar. Según sus respectivos representantes, CC OO y UGT no acudirán a la firma del acuerdo, en lo que se interpreta como un gesto simbólico para mostrar su rechazo a una solución que les ponía entre la espada y la pared.

 

Como ayer no hubo una votación expresa, se ahorraron el mal trago de enfrentarse a los muchos trabajadores a los que beneficia ese recorte de aperturas en festivos, que difícilmente entenderían que tumbasen el acuerdo, o bien a quienes se sienten perjudicados, como los empleados de Alicante, que se aferraban a su restrictivo modelo actual.

 

De hecho, ningún actor del comercio se mostraba ayer completamente satisfecho con la solución pactada, aunque sí con los avances logrados a partir de las cesiones de todas las partes y, sobre todo, con la perspectiva de poder pasar página. Para Anged, «no es un buen acuerdo, pero es razonable y aporta seguridad jurídica», punto que también destacan desde Asucova y los representantes del pequeño comercio.

 

Climent, a su vez, se mostró «contentísimo» tras alcanzar «el acuerdo más complejo» de su vida política, «gracias al trabajo de mucha gente, del director general de Comercio, las asociaciones, sindicatos, la Federación de Municipios, los consumidores y la Cámara», y también a la perseverancia del conseller, como le reconocieron desde Anged.

 

Calendario de 2018

A falta de concretar cuándo entrará en vigor el pacto que evitará tener que acordar cada año los once festivos de apertura autonómicos, ayer fijaron los diez días de 2018: los domingos 7 de enero, 18 de marzo, 1 de abril, 1 de julio, 25 de noviembre (Black Friday) y los días 2, 8, 16, 23 y 30 de diciembre. Con ese calendario aprobado según la normativa vigente, el 7 de enero queda garantizada la apertura, independientemente de cuándo sea efectiva la modificación de la Ley de Comercio.